Ascaso 2019, Buñuel, Goya y mucho más en pantalla grande

Anneke Köster

Como en la anterior edición de la Muestra de cine de Ascaso, desde el equipo de Amanece hemos querido realizar un artículo con varias de las personas que colaboran en la revista, así como la participación de Miguel Cordero, Codirector de la muestra. De esta forma no es una mirada única, así el conjunto hará más constructiva la perspectiva de todas las películas. Porque como siempre en la variedad está el gusto, y sobre todo el compartir y debatir hace más enriquecedor el proyecto, algo que es importante para Ascaso 2019 la diversidad de las miradas y el debate posterior a cada una de las proyecciones existentes.

Zaniki de Gabriel Velázquez, texto de Susana Peral

Gabriel Velázquez es todo un compositor de la España rural en imágenes, en reivindicar la existencia de lo pequeño, por ello y por su gran calidad con Zaniki, ha sido una de las películas elegidas para ser exhibida en Ascaso.

Por medio de la vida de Eusebio Mayalde, el patriarca del grupo Mayalde, nos muestra una ficción con mucho de documental, donde las manos y la imaginación son el arma para poder llevar la vida, para poder abordar la sociedad que ahora tenemos. Ahonda en la humanidad, en el calado familiar, la necesidad de la tradición y aboga por el tú a tú para llegar a las personas.

Como siempre y para no defraudar, el director utiliza la naturaleza como un protagonista más aunando los sonidos de la misma con los propios del protagonista y su oficio, de llevar a quienes le rodean y quieren escucharle su sabiduria musical por medio de todo aquello que tiene al alcance en su casa.

Comandante Arian de Alba Sotorra, texto cedido por Miguel Martín de su web.

» ¿Qué clase de mujer quiero ser? Sin duda, si no luchas por este objetivo, vivirás como una mujer esclava.» Arian pregunta, interroga, cuestiona a las jóvenes bajo su mando para que alcancen a comprender el sentido y significado de su verdadera lucha. Lo que están haciendo en las YPJ es tan importante como que están ayudando a su supervivencia, pero también hay que prepararse para la victoria y no ceder ni un solo avance de los conseguidos, están en guerra, pero no pueden olvidar que hay que estar listas para la paz y seguir reclamando derechos para las mujeres, sobre todo el de libertad de elección. Surgidas como una parte del ejército kurdo en la guerra de Siria, las YPJ son la parte femeninoade estas tropas. Una nación como la kurda, sometida, tiranizada, exterminada desde Irán, Turquia, Siria, Irak,…… un  país que no existe en medio de muchos de la zona y sin ayuda internacional, se convierte, de la noche a la mañana, en el tapón de emergencia para frenar el avance del DAESH, y ante el grado de retroceso salvaje de este grupo armado fundamentalista, las mujeres kurdas optan por autodefenderse en una guerra que, de perderse, no va a ser solamente un capítulo más en la pérdida de la libertad nacional, sino que quienes sufrirán más las consecuencias serán unas mujeres acostumbradas por cultura, a ser igualitarias e iguales con sus compañeros…


https://www.noshacemosuncine.com/search/label/Alba%20Sotorra
Samuel Alarcón Izquierdo

Oscuro y Lucientes de Samuel Alarcón, texto de Sergio Sánchez

El cambio de siglo trajo dos fenómenos aparentemente desconectados que guardan una relativa conexión a través de un fino hilo. El máster de documental  de creación de la UPF revalorizaba justamente el género y provocaba un alud de estrenos en salas nunca visto. Un alud y una revalorización que han provocado al mismo tiempo una cierta inflación crítica. El segundo hecho es la definitiva caída en picado de la calidad de la programación televisiva y el fin definitiva del sueño de Rossellini entorno al televisor como gran enciclopedia de nuestro tiempo.

“Oscuro y Lucientes” me parece un brillantísimo y magnífico documental que décadas antes habría estado en la parrilla televisiva sin mayor problema. Está contado de una forma didáctica, amena y hasta graciosa si se quiere con esa voz en off de Feodor Atkine que se dirige al propio Goya intentando desentrañar el misterio de su cabeza desaparecida.

Hace décadas  lo habría realizado un tipo gris, oscuro, sin nombre,  no se habría hablado de ella en términos de Cine, ni de autoría, no se habría visto en festivales.  A mí me cuesta pensarla en estos nuevos términos, yo no veo en ella cinematografía, y parece algo agresivo y desagradable pero no lo es, es un magnífico documental  televisivo, y no es poco y no es menos. Inflado para ser salvado, para que exista. Y es que el cine no es lo único importante. El Arte, Goya, el misterio, la España del XIX, que es sustancialmente la del XX y la del XXI,  la España que no cambia también son asuntos de máxima importancia.  

Filmaffinity

Los olvidados de Luis Buñuel, texto de Miguel Martín

Grabada en los barrios de la periferia norteña de Ciudad de México, “Los olvidados” apenas estuvo tres días en cartelera tras su estreno. La misma burguesía que había acogido a Buñuel en su etapa mexicana le dio la espalda al comprobar que la verdad escuece, y que el lujo y elitismo de una pequeña parte de la sociedad no representaba al país, que la verdad de México se encontraba en sus calles, en los niños abandonados, en la miseria, en la violencia. Un caldo de cultivo generoso para la propagación de epidemias mucho más graves, pero las andanzas de “El Jaibo” y el grupo de muchachos que tanto molestaron a la intelectualidad del momento (incluidos Diego Rivera y León Felipe) tienen la virtud de hacer insoportable la realidad. Porque ése es el único debe de la película, que la ficción parece imposible de ser creída por su crudeza, su violencia, su deshumanización, pero lo que los más críticos con la película no supieron ver es que la realidad suele ser insoportable, violenta, sucia, mezquina, egoísta, y Buñuel consiguió en 1950 trasladar el neorrealismo.

Simón del desierto de Luis Buñuel, texto de Miguel Martín

De nuevo Buñuel volvió a tener problemas en México, en 1965 intenta filmar un tríptico de raigambre religiosa en el que dar rienda suelta a su acidez, pero quien iba a financiar la película, Gustavo Alatriste, se quedó sin dinero y el proyecto termina en un mediometraje sobre los días de Simeón el estilita penitenciando en su columna en medio del desierto de Siria. Esta es una de las versiones, otras hablan de una película con dos historias y dos directores, una película con dos partes en la que Buñuel sólo pudo rodar la primera parte y la segunda, con Simeón pecador y rendido a los pies de la lujuria, nunca llegó a filmarse ni a escribirse. Es una película hecha sin medios, donde los sirios son indígenas mexicanos rodados a distancia para disimular las facciones, donde el papel de Simón queda eclipsado por el del demonio interpretado por Silvia Pinal, presencia tentadora para el estilita que renuncia una y otra vez al placer de la carne hasta concluir en la más surrealista de las escenas en una discoteca pretendidamente norteamericana donde Simón y “La cosa”, se encuentran y ésta le indica que más vale que se quede ahí hasta el final para ponerse a bailar frenéticamente a continuación. Naïf e ingenua es, al mismo tiempo, mordaz, satírica, crítica, provocativa. Es puro Buñuel, con o sin presupuesto.

Idrissa, crónica de una muerte cualquiera de Xavier Artigas y Xapo Ortega, texto de Diego Rodríguez

Cuando aquel 2 de Septiembre todos vimos al niño Aylan tirado en aquella playa parecía que por fin un arrebato de mala conciencia obligaba a Europa a actuar y poner fin a ese interminable sacrificio de seres humanos enfrente de nuestras costas.

Pero como decía aquel sabio reportero de guerra:

«Mover conciencias un día no vale para nada».

Xavier Artigas y Xapo Ortega en Idrissa nos cuentan quién era uno de estos seres humanos. Nos cuentan cómo su hermano quiere repatriar su cuerpo para enterrarle en su pueblo, nos cuentan cómo su madre llora cada vez que ve su foto. Y nos cuentan algo realmente espeluznante: cómo el gobierno español se desentiende de Idrissa en el momento que muere en un CIE donde se suponía que el estado debía velar por su bienestar. Idrissa no era nadie y lo entierran sin nombre y sin intentar contactar con sus familiares.

Durante la preproducción del documental (que en principio iba a tratar de investigar las causas de la muerte de Idrissa) el equipo se encontró con muchas trabas que impidieron continuar con la investigación. En la mayoría de estos procesos existe una versión oficial que es inamovible, y en torno a esa “verdad” no dejan de aparecer agujeros negros que delatan la cosificación de los migrantes, la deshumanización hacia los “sin papeles”. Es en ese momento cuando la productora decide pasar a la acción y focalizar su relato en la defensa de los derechos humanos, haciéndonos partícipes y empoderándonos como sociedad de derecho, para reparar moralmente la irresponsabilidad del sistema judicial. Lo hacen de forma colectiva a través de una campaña de micromecenazgo que no tenía como objetivo hacer una película o un proyecto audiovisual, sino conseguir repatriar el cuerpo de Idrissa. A través de esta acción se rompe la barrera que normalmente un periodista mantiene ante la realidad y pasa a ser parte activa del documental. La productora Metromuster y Polar Star Films se convierten en coprotagonistas de la pieza en este viaje de retorno de Idrissa.

WandaVision

Buñuel en el laberinto de las tortugas de Salvador Simó Busom: Miguel Cordero Codirector de la Muestra de Cine de Ascaso

Buñuel en el laberinto de las tortugas es el primer largometraje de animación de THE GLOW ANIMATION STUDIO. Esta primera producción propia está basada en el cómic de Fermín Solís sobre el proceso que dio lugar al mítico documental “Las Hurdes, tierra sin pan” de Luis Buñuel. Una película dirigida por Salvador Simó (Paddle Pop Adventures), que ha llegado a conquistar premios como el del Jurado del Animation Film Festival de Los Ángeles.

Estamos ante una animación española de factura impecable que rehuye, por fin, de los estándares de Disney o Pixar. Destaca el trabajo de inserción  entre los dibujos animados de auténticos fotogramas de “Las Hurdes…”, que lo convierte en un buen making of de la obra de Buñuel. Por el contrario, el intento de explicarnos el carácter del aragonés con flashbacks de su infancia bajo la autoridad de un padre castrante, cae un poco en lo convencional.

Pero sobre todo, Buñuel en el laberinto de las tortugas, es una demostración de que el cine español de animación, ha entrado en su mayoría de edad y puede ocupar un espacio importante y de calidad en la oferta dirigida a adultos

Avalon

La mujer de la montaña de Benedikt Erlingsson , texto de Sergio Sánchez

La trayectoria de esta película islandesa es de un éxito imparable y no seré yo el que la frene ni pretenda frenarlo. Ha gustado y seguirá gustando a quienes la vean en el festival  pero justamente por eso tampoco pasa nada  por poner algunas pegas y decir algo en contra.

Las tradicionales salas alternativas han cedido a un modelo de cine europeo convencionalote y cómodo más enfocado a la importancia de los temas que a la ruptura de las formas. El cine a contracorriente hoy no se encuentra en los reductos sino en los reductos de los reductos. En cambio  se ha formado un circuito con un cine europeo  “para pensar” que no puede ser más decepcionante y  desangelado. 

“La mujer de la montaña” es  la contribución islandesa a ese genocidio cultural, a ese harakiri cinematográfico que se está haciendo el continente no sé exactamente desde hace cuánto o si  siempre existieron películas así. Una película que se da importancia a si misma hablando de ecologismo y  feminismo, de empoderamiento y sororidad pero que no puedo aplaudir solo por eso por mucho que me guste una identidad como la de la protagonista, una de las pocas películas que existen donde la  identidad  de ella está totalmente desvinculada de la de un hombre, en este caso la identidad de un hombre se subordina a la suya. Estoy  de acuerdo conceptualmente con ella pero sus imágenes están muertas, nacen muertas, está hecha para gustar, para hacer sentir bien, para hacer sentir que se cambia el mundo.

Amanece Metrópolis Revista

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *