Si mi entender no yerra, el autor, entre verso y verso, tiende la mano al frágil, al considerado diferente o a aquel que, simplemente, alzó la voz o llevó la contraria, pasando a ser objeto de críticas y convirtiéndose en protagonista de todo tipo de rumores, con tal de detenerlo o aniquilarlo. Y es que siempre se teme al que discrepa o no sigue las costumbres establecidas, aunque su pretensión no sea otra que vivir a su manera, sin hacer daño a nadie y pidiendo, a cambio, recibir lo mismo.

La oración que se reza en esta liturgia es larga, pausada, esconde maldiciones e injusticias antiguas. Aglutina épocas y heridas abiertas que, si uno conoce su propia Historia, es incapaz de ignorar o negar. Ramón J. Sender escribió esta novela corta en el destierro, en el año 1953, en el Albuquerque de Nuevo México –y…

Coincidiendo con el 120 aniversario de su nacimiento, la ciudad de Granada recibía finalmente en 2018 el legado de Lorca procedente de la Residencia de Estudiantes de Madrid. En el centro Federico García Lorca se depositaron un total 19.000 documentos entre manuscritos, correspondencia, fotografías, dibujos, libros ilustrados por el poeta, partituras de obras propias, obras…

Llevaba diez años como profesor de literatura en un instituto cuando, en 1989, se estrenó con su novela “Juegos de la edad tardía”, que posteriormente recibiría los premios Nacional y de la Crítica. Oriundo de Alburquerque (Badajoz), Luis Landero emigró con su familia a la ciudad y tuvo multitud de oficios, desde aprendiz en un…