John Falstaff, en Henry IV[1]SHAKESPEARE, William. 1980. Complete Works. London: Penguin (todas las traducciones son nuestras), es el símbolo de la gracia desorientada y las conductas goliardescas. Será el príncipe Henry quien haga su más acertada descripción de él: «Bien veo que te enmiendas, en vida: del rezo al robo» (I.ii.114-15). Y Falstaff, a su…

Resulta inevitable preguntarse cómo puede seguir funcionando una serie de novelas policíacas después de 21 entregas. Quizá porque algunos, como es mi caso, nos hemos enganchado tardíamente. Quizá porque Camilleri ha inventado una fórmula apropiada a un determinado tipo de público, y funciona. Quizá porque son de corta extensión, mucha acción y mucho mucho diálogo….