Casa Máquina

6a00d8341bfb1653ef019afff23edf970d-550wi

‘Un híbrido entre casa y caravana indaga en el viejo sueño de Le Corbusier.

Esta casa, o máquina, del estudio Ad-hoc Arquitectos fue prefabricada íntegramente en un taller y colocada en un solar de Alguazas, en la huerta de Murcia. La vivienda pertenece a una familia de dos padres con tres hijos ya mayores que la van usando, alternativamente, y acaba de ganar el XVII Premio de Arquitectura de la Región de Murcia en la categoría “Otras vías”.

Hace años que su autor, el arquitecto Juan Antonio Sánchez Morales (Madrid, 1960), explora otra vía arquitectónica. “Seguir ejerciendo hoy profesionalmente la arquitectura solo es imaginable desde la exploración de nuevas trayectorias. Yo entre otras, intento poner en marcha una línea de trabajo que industrializa la arquitectura”, explica. Y esta casa que indaga en un híbrido -un cruce entre una caravana y una vivienda, un habitáculo industrializado, más amplio que una roulotte y que, a pesar de poderse trasladar, no precisa montarse ni desmontarse- es su primer hallazgo.

Así, este es en realidad un proyecto personal. Detrás de esta casa ideada para sus cuñados, Sánchez Morales ha visto la furgoneta con la que él y su mujer han recorrido medio mundo hasta hace poco, cuando la camioneta dijo basta.

Con todo, esta casa-máquina va más allá y es susceptible de equiparse, de cambiar de uso y también de funcionar de maneras diversas puesto que puede tunearse, ampliarse o personalizarse con pérgolas, porches o marquesinas.
Asentarla en el terreno requiere una mínima cimentación y puede conectarse a la red pública de agua, electricidad y alcantarillado o funcionar con dispositivos de autosuficiencia ya que está preparada para captar energía, almacenar y depurar agua.

Formada por tres espacios básicos -uno central común y dos laterales, para baño y zona de almacén- tiene un doble dormitorio superior y periférico al que se accede por unas escaleras que parten de ese espacio central. El aspecto enigmático y sólido cuando la vivienda está cerrada contrasta con la forma abierta y permeable -con puertas plegables y un portón que desaparece hidráulicamente- que adquiere la casa cuando, estando en uso, se unen el interior y el exterior.’

(Vía ElPais)

Fotos: David Frutos

 

6a00d8341bfb1653ef019afff1c8f6970c-550wi

6a00d8341bfb1653ef019afff1cae3970c-550wi

6a00d8341bfb1653ef019afff1cbd5970b-550wi

6a00d8341bfb1653ef019afff242c6970d-550wi

Pepe Bernad Torá

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *