Emoción profunda, impacto visual, pliegues y recovecos múltiples, la vida en estado puro, la última película de Naomi Kawase produce toda una catarata de sentimientos sin caer en el dramatismo ni en lo plañidero, la vida y la muerte se confunden permanentemente en esta película notabilísima, para mí una de las conmociones cinéfilas del 2014,…

O transformarse en cine de culto En la categoría de películas que impactan tras los primeros planos, de la misma estirpe de aquéllas que provocan convulsiones intelectuales ante sus imágenes, del reducido conjunto de películas que, sin pretenderlo o pretendiéndolo, transitan al borde del precipicio durante todo su metraje sin caer en un solo segundo…